Haz tu cita llamando al        81 – 2089 – 22 44

¿Por qué duele la ciática?

La “ciática” hace referencia a el dolor que se extiende a lo largo del nervio ciático, desde la espalda baja hasta una o ambas piernas. Suele ocurrir cuando una hernia de disco o un espolón en la columna vertebral presionan el nervio.

El dolor se origina en la columna vertebral y se propaga por la parte posterior de la pierna. La ciática generalmente se manifiesta en un solo lado del cuerpo debido a la compresión nerviosa. Los analgésicos y la terapia de neurorehabilitacion son los tratamientos más comunes.

¿Qué es la lumbalgia? 

El dolor lumbar, lumbalgia o lumbago es el dolor localizado en la parte baja de la espalda, correspondiente a la zona lumbar de la columna vertebral, con mayor frecuencia la zona que se extiende desde la parte más baja de las costillas posteriores hasta la zona más alta de los glúteos, con o sin compromiso de las extremidades inferiores.

Es uno de los motivos principales de consulta a los servicios médicos y se estima que aproximadamente un 80% de las personas lo presentará al menos una vez en la vida.

¿Por qué se produce la lumbalgia?

La causa del dolor puede derivarse de afectación de las raíces nerviosas, músculos,ligamentos, estructuras facetarias, vértebras y discos intervertebrales.

En la mayoría de las ocasiones, se debe a causas mecánicas, tales como:

  • Traumatismos
  • Esguinces o torceduras por estiramientos excesivos
  • Capacidad muscular disminuida
  • Falta de flexibilidad
  • Mal uso o control muscular
  • Mala postura
  • Degeneración
  • Hernia o ruptura de discos intervertebrales
  • Exceso de peso, entre otras.
  • Enfermedades inflamatorias de las articulaciones
  • Fracturas por osteoporosis
  • Trastornos gastrointestinales y genitourinarios
  • Procesos tumorales pueden también ser origen de dolor lumbar.

¿Cómo se clasifica la lumbalgia?

  • Lumbalgia aguda sin radiculopatía:

Dolor de naturaleza lumbar de aparición inmediata (aguda), que se puede extender por la extremidad inferior, muchas veces no más allá de la rodilla, habitualmente sin radiculopatía. Es producida por una torsión del tronco o un esfuerzo de flexo-extensión.

  • Compresión radicular aguda:

inflamación de una raíz nerviosa de forma aguda, en un 90% causada por hernia de disco

  • Atrapamiento radicular:

Irritación de la raíz nerviosa por el desarrollo de procesos degenerativos (espondilosis).

  • Claudicación neurógena:

Debido a un dolor muscular de naturaleza nerviosa.

  • Radiculopatía:

Causada por compresión, inflamación y/o lesión de una raíz nerviosa espinal. Una forma de radiculopatía es la ciática, que provoca dolor lumbar que irradia hacia las nalgas y se extiende por la parte posterior de la pierna. En casos más extremos puede aparecer también entumecimiento y debilidad muscular en la pierna.

  • Espondilolistesis

 Se produce cuando una vértebra lumbar se desliza fuera de lugar y pellizca los nervios.

  • Dolor facetario

En él existe una inflamación entre dos articulaciones cigapofisarias

  • Dolor discógeno

Donde el disco intervertebral posee una lesión que genera dolor (dolor difuso, en una zona específica).

¿Qué estudios requiere la lumbalgia?

Radiografías. A pesar que sólo visualizan huesos, la radiografía puede ayudar a determinar la presencia de fracturas, cambios por envejecimiento, curvas o deformidades. La radiografía de columna lumbar tiene su indicación en la lumbalgia con sospecha de patología grave, como cáncer. Las radiografías no brindan información en los trastornos musculares, ligamentosos, discos y nervios.

  • Tomografía axial computarizada:

Este examen puede utilizar contrastes iodados. Está indicada cuando se desea ver hueso. Permite visualizar hernias discales y estenosis vertebrales secundarias a artrosis. 

  • Resonancia Magnética Nuclear (RMN).

Este estudio crea mejores imágenes de mejor calidad de tejidos blandos, como músculos, nervios o discos vertebrales al igual que médula y contenidos del canal medular. La RNM es una prueba útil para el diagnóstico de procesos como cáncer e infección.

  • Electromiografía y velocidades de conducción nerviosa:

La evaluación electrodiagnóstica tal como electromiografía de aguja y velocidad de conducción son útiles para determinar la presencia de neuropatía periférica de radiculopatía o miopatía.

Los estudios electrodiagnósticos no se utilizan si los hallazgos clínicos no son sugerentes de radiculopatía o neuropatía periférica, de igual manera no deberían ser considerados si no definieron una decisión quirúrgica en el paciente.

  • Prueba de densidad ósea.

Si se sospecha de osteoporosis, se puede realizar una prueba de densidad ósea. 

Tratamiento del dolor de la ciática con estimulación magnética transcraneal

El tratamiento incluye analgesicos como AINES (Ibuprofeno, diclofenaco etc) o pregabalina como neuromodulador, No obstante el tratamiento farmacológico puede no ser suficiente por lo cual se requerirá terapia de neurorehabilitación con ejercicios específicos de columna así como estimulación magnética transcraneal repetitiva o rTMS para modulación del dolor.

La estimulación magnética transcraneal (EMT) es una técnica no invasiva que utiliza campos magnéticos para estimular células nerviosas en el cerebro. Se ha utilizado principalmente para tratar depresión resistente a medicamentos y otros trastornos neuropsiquiátricos. Sin embargo, su aplicación se ha extendido a otras áreas, incluido el manejo del dolor crónico, como es el caso del dolor neuropático y, por extensión, podría considerarse en el contexto del tratamiento del dolor ciático.

El dolor ciático se origina por la irritación o compresión del nervio ciático, que se extiende desde la parte inferior de la espalda hasta las piernas. Este dolor puede ser debilitante y afectar significativamente la calidad de vida de quien lo padece. Los tratamientos convencionales para el dolor ciático incluyen:

  • Medicamentos antiinflamatorios
  • Fisioterapia
  • Cirugía.

La posibilidad de tratar el dolor ciático con EMT radica en su capacidad para modificar la actividad neuronal en áreas específicas del cerebro. Esto puede resultar en una alteración de la percepción del dolor. La EMT puede ajustarse para estimular áreas del cerebro involucradas en la percepción y modulación del dolor, lo que podría ofrecer alivio a las personas con dolor ciático.

Los estudios sobre la EMT en el tratamiento del dolor han mostrado resultados prometedores, pero es importante señalar que la investigación en este campo está en curso. Los efectos de la EMT pueden variar de una persona a otra, y mientras algunos pacientes pueden experimentar una reducción significativa en el dolor, otros pueden no notar una mejora considerable.

La seguridad de la EMT es otro aspecto importante a considerar. En general, es bien tolerada por la mayoría de los pacientes, con efectos secundarios menores y transitorios como dolor de cabeza o molestias en el sitio de estimulación. Sin embargo, como cualquier procedimiento médico, debe ser realizada bajo la supervisión de un profesional de la salud calificado, especialmente en poblaciones con condiciones específicas que podrían contraindicar su uso, como la presencia de implantes metálicos o dispositivos electrónicos implantados, como marcapasos.

Es crucial que quienes consideren la EMT como tratamiento para el dolor ciático consulten con un especialista en neurología o manejo del dolor para una evaluación detallada. Esto permitirá determinar si la EMT es una opción viable y segura para su caso específico, tomando en cuenta su historial médico, la severidad del dolor y otras terapias que se estén utilizando.

Teléfono
81 2089 2244
ó
ó
También puedes enviarnos un mensaje por WhatsaApp para agendar tu cita.

Descubre nuestros artículos más recientes

Encuéntranos sin problemas

También puedes visitarnos
nos encantaría conocerte

Sayula 310, Mitras Sur, 64020 Monterrey, N.L.

Lunes a viernes

9:00 am a 19:00 pm

Sábados

9:00 am a 14:00 pm

Menú principal

Síguenos

© 2023 Neurocenter. Todos los derechos reservados.