Neurocenter

logo-neurocenter-clinica-de-rehabilitacion-neurologica

Haz tu cita llamando al        81 – 2089 – 22 44

Historias

Neuralgia del trigémino: El dolor de una sonrisa

Sí, cuando padeces una neuralgia del trigémino, incluso una sonrisa duele, es más, pierdes todo sentido de gracia con tal de no sentir el terrible dolor que provoca mover tu rostro cuando sufres un episodio.

Así que si sufres de terribles dolores en el rostro a causa de este padecimiento, conocemos casos como el tuyo que han logrado vivir sin dolor luego de años de “resignación”, tal es el caso de Marlene, una de nuestras pacientes que logró una recuperación exitosa.

Cuando Marlene recibió el diagnóstico luego de ser evaluada por un médico, sintió como si un juez la estuviera condenando, pensó en los años de tortura que tenía por delante y sobre todo, la invadió el pánico al pensar que viviría de manera intermitente con un dolor insoportable, pero claro, todavía no conocía sus alternativas.



Podemos ayudarte, conoce más sobre este padecimiento

Por eso siempre mi mejor consejo es que busques información, que pidas distintas opiniones, pero sobre todo que consultes con un especialista, Marlene encontró alivio (después de 6 años de sufrimiento) al llegar con un neurólogo clínico que entendió perfecto su caso y que por su puesto, conocía cada una de las alternativas disponibles para su tratamiento.

Y es que además, después de someterse por años a tratamientos farmacológicos, generó resistencia a diversos medicamentos, mientras que algunos otros le provocaron reacciones adversas, finalmente lo que le funcionó perfecto fue el tratamiento con Estimulación Magnética Transcraneal o también llamado rTMS.

 ¿En qué consiste el rTMS?



Su andar empezó con un primer médico que le recetó una serie de pastillas y analgésicos que sí redujeron los síntomas e incluso llegaban a desaparecer por períodos de tiempo, así que los efectos secundarios no le importaban tanto como el vivir algunos días sin dolor.

Sin embargo, tras unos meses de tratamiento, las medicinas dejaron de hacer efecto y el dolor regresó como si  nunca hubiese abandonado su rostro, así que tras varias configuraciones diferentes de componentes químicos, sin resultados, perdió  la esperanza de que el tratamiento volviera a funcionar. 

La única alternativa que le ofrecían era realizar una cirugía complicada para tratar la raíz o  los vasos sanguíneos del nervio trigémino y eliminar el dolor, pero el médico no le dio garantías de que el  dolor desapareciera por completo.

 

Finalmente comprensión, esperanza y alivio

Con un espíritu abatido y un cuerpo cansado de luchar con la enfermedad, llegó finalmente al consultorio de Neurocenter. Aquí nos encargamos de que al pasar por nuestro proceso de atención fuera recuperando la esperanza. Cada una de las personas con las que tuvo contacto, cada uno de nuestros expertos conocieron su caso y el largo camino que recorrió antes de llegar con nosotros.

Después de tener todos los hechos y realizar una serie de exámenes preliminares, nos quedó claro que lo necesario para su caso era administrarle una serie de terapias con estimulación magnética transcraneal. Y es que la misma representaba poco  esfuerzo, efectos secundarios mínimos y una muy alta probabilidad de éxito. 

Marlene aceptó el tratamiento y nuestros profesionales la acompañaron de la mano hacia la  recuperación de su vida personal. 



Sí, podemos ser felices 

Después de varias sesiones de terapias con estimulación magnética transcraneal, Marlene es una prueba de que funciona y  que los dolores que antes sentía disminuyeron notoriamente.  

Con la asesoría de los expertos tratantes, estamos completamente seguros que en un par de sesiones más  desaparecerán por completo, pero mientras eso sucede ha sido capaz de recuperar sus sonrisas, su vida y su  personalidad. 



¿Quieres agendar una cita?