Haz tu cita llamando al        81 – 2089 – 22 44

Usos de la escala funcional de extremidad inferior

La escala funcional de extremidad inferior es una herramienta de evaluación utilizada para medir la capacidad funcional y el nivel de independencia en actividades relacionadas con las piernas y los pies.

Esta escala sirve para obtener información sobre la capacidad de una persona para caminar, realizar movimientos específicos, mantener el equilibrio, subir escaleras y realizar actividades diarias que requieren el uso de las extremidades inferiores.

Algunas de las escalas para medir el funcionamiento de la extremidad inferior que son también utilizadas por neurólogos y neurorehabilitadores son las siguientes:

  • Escala Funcional de Ambulación (Functional Ambulation Categories – FAC):

Clasifica el nivel de independencia y la capacidad de caminar de una persona, desde la necesidad de ayuda total hasta la capacidad de caminar sin ayuda y realizar actividades funcionales

  • Escala Funcional de Extremidad Inferior (Lower Extremity Functional Scale – LEFS):

Evalúa la capacidad funcional en actividades relacionadas con las piernas y los pies, como caminar, subir escaleras, ponerse de puntillas, levantarse del suelo, agacharse y correr.

  • Escala Funcional de Movilidad de Berg (Berg Balance Scale):

Evalúa la capacidad de una persona para mantener el equilibrio en diferentes posturas y realizar actividades funcionales como levantarse de una silla, caminar, girar y ponerse de puntillas

Movilidad y Marcha

La movilidad se refiere a la capacidad de una persona para moverse y desplazarse de manera eficiente y segura en su entorno, incluyendo acciones como caminar, correr, subir escaleras, agacharse, levantarse, girar, entre otras. La movilidad es fundamental para la independencia y la calidad de vida, ya que permite a las personas realizar actividades cotidianas, participar en actividades sociales, laborales y recreativas, y mantener un nivel adecuado de actividad física.

Por otro lado, la marcha se refiere específicamente al patrón de movimiento de las piernas y los pies durante el acto de caminar. Involucra una serie coordinada de movimientos que incluyen:

  • El levantamiento y avance de una pierna
  • El apoyo y desplazamiento del peso del cuerpo sobre la pierna de apoyo
  • La repetición de este ciclo con la otra pierna.

La marcha es un proceso complejo que requiere la coordinación precisa de múltiples sistemas del cuerpo para mantener el equilibrio, la estabilidad y la eficiencia durante el movimiento, como:

  • El sistema nervioso
  • Muscular
  • Esquelético
  • Sensorial

Tanto la movilidad como la marcha son aspectos cruciales de la función física y la salud en general. Problemas en la movilidad o la marcha pueden ser el resultado de:

  • Diversas condiciones médicas
  • Lesiones
  • Discapacidades
  • El proceso natural de envejecimiento

Pueden afectar significativamente la calidad de vida y la autonomía de las personas. Por esta razón, es importante evaluar y tratar cualquier alteración en la movilidad o la marcha para mantener la funcionalidad y promover el bienestar físico y emocional de los individuos.

Capacidad funcional de la Extremidad Inferior 

La evaluación de la capacidad funcional de la extremidad inferior implica la valoración de la movilidad, fuerza, resistencia, coordinación y estabilidad de las piernas y los pies. Algunas de las herramientas y pruebas más comunes utilizadas para evaluar la capacidad funcional de la extremidad inferior incluyen:

  • Pruebas de fuerza muscular:

Se utilizan dinamómetros para medir la fuerza de diferentes grupos musculares de las piernas, como los cuádriceps, isquiotibiales, músculos de la pantorrilla y músculos del pie. Esto puede incluir pruebas de extensión de rodilla, flexión de cadera, dorsiflexión y flexión plantar del pie, entre otras.

  • Pruebas de equilibrio y estabilidad:

Se realizan pruebas como el test de Romberg (evaluación de la estabilidad estática), test de Tinetti (evaluación de la estabilidad dinámica y riesgo de caídas), y el test de Timed Up and Go (evaluación de la movilidad y riesgo de caídas).

  • Pruebas de marcha:

Se observa y evalúa el patrón de marcha del individuo, incluyendo aspectos como la longitud de paso, la velocidad de marcha, la simetría de la marcha, el apoyo del peso, la flexión de la rodilla y la estabilidad durante la marcha.

Rehabilitación de la Extremidad inferior

La rehabilitación de extremidad inferior tiene varios propósitos y beneficios significativos para las personas que presentan lesiones, discapacidades o limitaciones funcionales en las piernas y los pies.

  • Mejora de la movilidad:

La rehabilitación ayuda a mejorar la capacidad de caminar, moverse y realizar actividades diarias que requieren el uso de las piernas y los pies. Esto puede incluir el aumento de la fuerza muscular, la mejora del equilibrio y la coordinación, y la corrección de patrones de movimiento anormales.

  • Mejora de la independencia:

La rehabilitación de extremidad inferior busca mejorar la independencia y la autonomía en las actividades diarias, como caminar, subir escaleras, levantarse de una silla, agacharse y realizar tareas domésticas. Esto es especialmente importante para las personas con discapacidades o limitaciones funcionales que afectan su capacidad para realizar estas actividades.

Teléfono
81 2089 2244
ó
ó
También puedes enviarnos un mensaje por WhatsaApp para agendar tu cita.

Descubre nuestros artículos más recientes

Encuéntranos sin problemas

También puedes visitarnos
nos encantaría conocerte

Sayula 310, Mitras Sur, 64020 Monterrey, N.L.

Lunes a viernes

9:00 am a 19:00 pm

Sábados

9:00 am a 14:00 pm

Menú principal

Síguenos

© 2023 Neurocenter. Todos los derechos reservados.