Haz tu cita llamando al        81 – 2089 – 22 44

¿Qué es la Escala Breve de Evaluación Cognitiva?

Deterioro cognitivo

El término deterioro cognitivo leve fue introducido en 1988 por Reisberg y definido en 1991 por Flicker como una situación de disfunción cognitiva, que no alcanza el grado de demencia en el contexto clínico inicial de la enfermedad de Alzheimer. 

El deterioro cognitivo describe la alteración en uno o más dominios de la cognición superior a lo esperado en una persona de la misma edad y nivel educativo, pero que no es de suficiente intensidad como para establecer el diagnóstico de demencia. Este constructo ha generado diversos criterios diagnósticos a lo largo de los últimos años.                    

Factores de riesgo que provocan deterioro cognitivo

Los factores de riesgo pueden estar relacionados con aspectos etiológicos o etiopatogénicos de la enfermedad. Estos factores pueden ser utilizados para valorar el riesgo de desarrollar la enfermedad, pero habitualmente no tienen la suficiente sensibilidad ni especificidad para ser utilizados como marcadores diagnósticos.

  • Factores demográficos

La edad es el factor de riesgo más importante para desarrollarlo, replicándose cada 5 años hasta los 85 años. La influencia del género en el desarrollo de deterioro cognitivo no está clara, algunos estudios no han encontrado diferencias, otros lo han hecho a favor del género masculino y otros a favor del femenino.

  • Factores genéticos

El gen de la apolipoproteína E (APOE), es el único gen de susceptibilidad. Sin embargo, en un estudio no se ha encontrado ninguna asociación en el caso del Deterioro cognitivo, sobre todo en pacientes mayores de 65 años

  • Factores cardiovasculares

Algunos de estos factores pueden tener una relación no monotónica y, además, la mayoría de ellos pueden ser modificables. Diabetes mellitus, altos niveles de glucemia y deficiencia o resistencia a la insulina se han asociado a un incremento en el riesgo. La deficiencia de insulina o la resistencia a la misma favorece, en modelos animales, la amiloidogénesis, acompañada de una elevación significativa de APP y BACE. 

Diversos estudios han mostrado que tanto un peso corporal elevado como disminuido suponen un riesgo para deterioro cognitivo. No obstante, parece que la pérdida de peso es causada por deterioro cognitivo en las fases prodrómicas de la enfermedad.

¿Cómo se valora el deterioro cognitivo?

Ante un paciente mayor con quejas o sospecha de deterioro cognitivo debe realizarse una valoración integral que incluya una detallada historia clínica, con especial hincapié en el comienzo, naturaleza y evolución en el tiempo de la sintomatología, datos sobre los fármacos utilizados por el paciente, comorbilidad, exploración clínica y neurológica, valoración cognitiva, mental y funcional.

Evaluación en la función cognitiva

La función cognitiva incluye una serie de dominios que pueden estar afectos en mayor o menor intensidad y, en consecuencia, deben ser analizados. A veces, solo encontraremos un dominio afectado. La memoria es un conjunto de procesos mentales de orden superior que incluyen la recolección, el almacenamiento y la recuperación de la información. 

Analizamos algunos de los instrumentos breves más utilizados.

  • Test de las Fotos o Fototest:

Es el test cognitivo breve más estudiado en España en la detección de deterioro cognitivo. Consta de una tarea de denominación, una de fluidez verbal y una de recuerdo libre y facilitado de seis fotografías, siendo apto para ser aplicado a sujetos iletrados. Su brevedad, facilidad de uso e interpretación por parte del médico y su aceptabilidad por el paciente.

  • Test de Alteración de la Memoria (T@M):

Incluye ítems relacionados con el recuerdo libre y facilitado, orientación temporal y, en menor proporción, ítems de memoria remota/ semántica.

  • Test episódico:

Es de reciente creación y validado en una muestra de pacientes para deterioro cognitivo amnésico.

  • Test del reloj:

Evalúa el área o capacidad visuoespacial y las funciones ejecutivas (63). Es muy sensible al daño cortical parietal derecho y resulta de gran ayuda como complemento de otras pruebas breves, especialmente cuando no se detecta un rendimiento anómalo en pruebas de memoria.

  • Mini-Cog:

Incluye las áreas que más frecuentemente se ven alteradas al inicio del deterioro cognitivo. Une para ello una prueba de aprendizaje de tres palabras similar a la del test Mini-Mental State de Folstein (memoria episódica) y el test del reloj. Su puntuación tiene un rango con poca sensibilidad para la detección del deterioro cognitivo.

Evaluación con Pruebas Neuropsicológicas

La valoración neuropsicológica amplia y exhaustiva debe evaluar todos los dominios cognitivos, incluyendo funciones ejecutivas, atención, lenguaje, capacidad visoconstructiva y memoria. Una revisión sistemática de más de 26 estudios indica que, dentro de los test amplios, solo MoCA, CAMCOG, ACE-R y CERAD presentan una sensibilidad superior al 80 % para detectar deterioro cognitivo en una población sana.

Teléfono
81 2089 2244
ó
ó
También puedes enviarnos un mensaje por WhatsaApp para agendar tu cita.

Descubre nuestros artículos más recientes

Encuéntranos sin problemas

También puedes visitarnos
nos encantaría conocerte

Sayula 310, Mitras Sur, 64020 Monterrey, N.L.

Lunes a viernes

9:00 am a 19:00 pm

Sábados

9:00 am a 14:00 pm

Menú principal

Síguenos

© 2023 Neurocenter. Todos los derechos reservados.