Haz tu cita llamando al        81 – 2089 – 22 44

Causas neurológicas de cansancio crónico

El cansancio crónico se puede describir como un estado de agotamiento persistente que no mejora a pesar del descanso adecuado. Puede tener diversas etiologías, incluyendo factores neurológicos como se revisará más adelante. Además, se explora la compleja relación entre el cansancio crónico y algunas condiciones neurológicas o no neurológicas.

La fatiga puede ser resultado de una disfunción neurológica y manifestarse como fatiga neurológica. Podríamos encontrar síntomas como debilidad muscular, somnolencia, dificultad para concentrarse e incluso problemas leves de memoria. En algunos casos, el cansancio crónico es una manifestación clínica del síndrome de fatiga crónica o también conocido como encefalomielitis miálgica (EM), que se acompaña también de dolor generalizado y disfunción cognitiva. Este síndrome aparece bajo algunas condiciones neurológicas, inmunológicas y metabólicas. 

En un enfoque diferente, las enfermedades neurodegenerativas también pueden causar cansancio crónico por múltiples factores. Por su frecuencia de aparición es importante mencionar a la esclerosis múltiple, más frecuente en mujeres y jóvenes; y la enfermedad de Parkinson, que es más común en las personas mayores. 

Una enfermedad neurodegenerativa que también se debe mencionar es la esclerosis lateral amiotrófica (ELA). En este último caso, existe una afectación de las células nerviosas motoras y por lo tanto el cansancio crónico puede ser causado por la debilidad muscular subsecuente. Otra condición neurológica que puede presentar cansancio crónico como una de sus manifestaciones clínicas es la Miastenia Gravis. Así como la ELA, la miastenia gravis también puede causar debilidad muscular, sólo que es fluctuante a diferencia de la ELA. Esta enfermedad neuromuscular autoinmune puede ser una causa del cansancio crónico por su afectación muscular. 

Desde otro ángulo, la neuropatía periférica, es decir, el daño a los nervios periféricos, puede generar debilidad, entumecimiento y dolor en las extremidades. Debido a estos síntomas, puede generar cansancio crónico. 

Por otro lado, los trastornos del sueño también pueden ser una causa de cansancio crónico. Los trastornos del sueño pueden ser parte de la presentación clínica de enfermedades neurodegenerativas o ser una condición aislada. En cualquier caso, es la falta de sueño o una mala calidad del sueño lo que puede provocar fatiga significativa. Tres ejemplos que son importantes de mencionar son el insomnio, la apnea del sueño y la narcolepsia. Los primeros dos son bastantes comunes. 

El insomnio es la dificultad para conciliar el sueño o mantenerlo, por lo cual los afectados presentan fatiga crónica. La apnea del sueño es un trastorno donde ocurren pausas de la respiración durante el sueño, lo que genera fragmentación del mismo y fatiga diurna. Por último, la narcolepsia es un trastorno que se caracteriza por una somnolencia excesiva acompañada de pérdida repentina del tono muscular. 

Hablando desde el punto de vista del estado de ánimo, los trastornos del ánimo como la depresión y la ansiedad pueden causar fatiga intensa. Puede que no se consideren como una enfermedad neurológica por sí mismas, sin embargo, al igual que los trastornos del sueño, muchas enfermedades neurológicas también se acompañan de afectación del estado de ánimo. Y aunque parezca extraño, el cansancio crónico incluso puede ser parte de las manifestaciones clínicas de los trastornos de ansiedad. Tanto en la ansiedad como la depresión la alteración del sueño se considera como parte de los criterios de diagnóstico, y éste se podría traducir como cansancio crónico. 

Por último, fuera de las condiciones neurológicas, también se deben mencionar a los trastornos autoinmunes como una causa de la fatiga crónica, que sería una consecuencia de la inflamación sistémica que existe en estas enfermedades como lupus eritematoso o artritis reumatoide. Cabe destacar entre los trastornos autoinmunes a la Fibromialgia debido a que el cansancio crónico se considera dentro de los criterios de diagnóstico. Esta enfermedad se caracteriza por dolor musculoesquelético generalizado con alta sensibilidad al tacto, cansancio crónico hasta afectación cognitiva. Se asocia con alteraciones de la percepción del dolor a nivel cerebral. 

Como hemos revisado, hay un amplio rango de enfermedades que pueden causar cansancio crónico. Algunas de ellas desde una perspectiva sistémica, como las enfermedades autoinmunes, tantas otras a nivel celular, con afectación de alguno de los componentes de la unión neuromuscular e incluso se podría rastrear el origen del cansancio crónico en una disfunción mitocondrial, que son las centrales eléctricas de las células y producen su energía. Por lo tanto, para dar el tratamiento más efectivo y reducir significativamente el cansancio crónico, es necesario descartar una causa neurológica del cansancio crónico. Como parte del diagnóstico neurológico, se requiere una evaluación médica exhaustiva, la exploración neurológica y en algunos casos, pruebas neurológicas o estudios de laboratorio o imagen especializados. 

Si experimentas cansancio crónico, busca consejo médico profesional para un diagnóstico preciso e idear un plan de tratamiento adecuado a las causas y otras necesidades del paciente.

Teléfono
81 2089 2244
ó
ó
También puedes enviarnos un mensaje por WhatsaApp para agendar tu cita.

Descubre nuestros artículos más recientes

Encuéntranos sin problemas

También puedes visitarnos
nos encantaría conocerte

Sayula 310, Mitras Sur, 64020 Monterrey, N.L.

Lunes a viernes

9:00 am a 19:00 pm

Sábados

9:00 am a 14:00 pm

Menú principal

Síguenos

© 2023 Neurocenter. Todos los derechos reservados.